Inicio Internacional

Guía rápida sobre la Frauen-Bundesliga 2019/2020

491
0
Compartir
Foto: FLYERALARM Frauen-Bundesliga.

Suelo tener tendencia a enrollarme mucho y a extenderme en exceso a la hora de hacer previas o análisis. Demasiadas ideas y poco tiempo. Pero creo que en esta ocasión tocaba hacer una «guía rápida» a modo de introducción breve pero con un poco de contenido sobre la nueva temporada de la Frauen-Bundesliga. ¿Por qué? Entiendo que muchos os acercaréis por primera vez a la liga alemana tras el «boom» del Mundial o porque os hayan gustado ciertas jugadoras que participan en la competición germana, mientras que algunos otros probablemente queráis saber un poquito más de esta competición en la que encontrar información en otro idioma que no sea el alemán es francamente complicado (y eso dificulta el seguimiento). Si sois seguidores habituales todo lo que aquí os cuente simplemente os servirá como calentamiento. Así que la intención de este texto es acercaros la nueva temporada que arranca mañana 15 de Agosto en unos breves puntos (veinte en total) que os ayudarán a conocer, entender y poner en contexto todo lo que se nos viene encima. ¿Os parece bien? Si os gusta podríamos hacer lo mismo con otras competiciones. o

  • 1. Lo fundamental

La Frauen-Bundesliga es una competición de 12 equipos que se disputará en esta ocasión del 15 de Agosto de 2019 al 17 de Mayo de 2020 con un parón invernal por el invierno del 15 de Diciembre al 16 de Febrero. Los dos primeros clasificados van directos a la próxima edición de la UEFA Women’s Champions League, mientras que los dos últimos clasificados descienden a segunda división. Hasta este año la competición se llamaba «Allianz Frauen-Bundesliga» por, obviamente, motivos comerciales. Pero en esta 19/20 pasa a denominarse FLYERALARM Frauen-Bundesliga.

  • 2. ¿Sin stream?

Pues parece que esta temporada será difícil seguir la competición. Toda esta década los aficionados internacionales de la «BuLi» podíamos seguir vía stream un mínimo de un partido por jornada por DFB TV (Federación alemana). Sin embargo, a un día para que arranque la competición no tenemos noticias oficiales y tampoco hay ningún stream planeado en la web. Esto no significa que no cambie en algún momento o que simplemente se hayan olvidado (no os extrañe). En cambio, los aficionados alemanes estarán contentos porque Eurosport Alemania vuelve a ofrecer la liga esta temporada, en este caso los partidos de los viernes, y Magenta Sport (canal de pago de Telekom) dará varios partidos cada jornada. Al menos esperemos que los Highlights nos sigan siendo accesibles todos los lunes a primera hora (aunque hay que aclarar que el Wolfsburgo publica en su canal de Youtube todos los resúmenes de sus partidos como local con mayor celeridad). De momento en Alemania han anunciado que «Das Erste», La 1 de allí, se compromete a dar resúmenes de la jornada.

La liga arranca con el «Klassiker» entre el Frankfurt y el Turbine Potsdam. Foto: DFB (c).
  • 3. ¿De una liga de cuatro a un monopolio?

Hace 3 ó 4 temporadas la Bundesliga era una competición en la que era fácil imaginarse a cuatro equipos haciéndose con el título. Pero el «fútbol femenino moderno» con el predominio de los grandes clubes masculinos ha cerrado las puertas a otrora grandes como el 1.FFC Frankfurt (4 Champions League), el 1.FFC Turbine Potsdam (2 Champions League) y el FCR 2001 Duisburg (1 Champions League). De hecho, para que os hagáis una idea del nivel, los cuatro equipos alemanes que se han proclamado campeones de Europa lo hicieron a la primera. Es más, la Bundesliga es la única liga que ha tenido a 3 equipos en UWCL en una misma temporada (dos veces). No es que la liga sea sencilla ni muchos menos; la competitividad de los equipos es enorme, pero parece que sólo Wolfsburgo y Bayern han seguido con el crecimiento exponencial que tiene ahora mismo el fútbol femenino por todo el continente mientras que el resto de equipos se han quedado un poco estancados. También culpa de ello lo tiene una federación alemana que nunca ha sabido vender el producto (ni cuando tenía el mejor de Europa). Así que claro, si el Wolfsburgo parece que sólo tiene un gran rival que es el Olympique de Lyon, y encima se encuentra en una liga en la que a los equipos cada vez les cuesta más atraer estrellas… De todas formas por la capacidad atlética y la competitividad, si tienes un día malo cualquiera te puede ganar.

  • 4. El Wolfsburgo da miedo

Pero salvo sorpresa nos toca otra temporada en la que las lobas de la Baja Sajonia infundirán el miedo por todo el país. Ya van 3 dobletes consecutivos y por las declaraciones de las jugadoras durante la pretemporada el objetivo es el triplete. La única duda puede residir en si van a echar de menos a Nilla Fischer y Caroline Graham Hansen, o si bien Dominique Bloodworth y el hipotético cuarteto de la muerte con las dos «killers» de arriba y Svenja Huth y Fridolina Rolfö hacen olvidar de algún modo a las dos super estrellas escandinavas. ¿Quiénes son las «killers» de las que hablo? Pues salvo que os hayáis acercado a este «mundillo» en el Mundial, todos ya debéis de conocer de sobra a Ewa Pajor y Pernille Harder. No necesitan presentaciones. Sí el reconocimiento que no les están otorgando.
Fútbol muy atractivo, muy directo, con las contras y transiciones más vertiginosas del planeta fútbol femenino y una plantilla con muchas estrellas. Si nos dejan verlas disfrutaremos como enanos.

Foto: VfL Wolfsburg/Nina Stiller (c).
  • 5. La Selva Negra ha llegado a Baviera

Por fin llegó el tan ansiado cambio de rumbo en Múnich. Hace muchísimos años que quien les escribe tenía la opinión de que el ciclo Thomas Wörle estaba acabado. Pero por motivos que no sabemos, el preparador germano seguía a las ordenes de una plantilla que ha pasado ya por varias transiciones. Esta vez, con todo el sentido del mundo, el cambio drástico en la plantilla viene acompañado de un nuevo entrenador que ha hecho maravillas con el Friburgo, Jens Scheuer. Y para sentirse más en casa, al entrenador de la Selva Negra le han traído a Giulia Gwin y Carolin Simon (esta última previo paso por el OL) de su anterior equipo, sin contar claro está que ya en el pasado verano se hicieron con la capitana de aquel SCF que nos enamoró (Laura Benkarth) y a la gran estrella de aquel grupo (Lina Magull). Han salido muchas jugadoras, pero creo que han salido ganando con el cambio. Llega un entrenador que sí que puede sacarle el máximo partido a su gran plantilla. Todo esto es teórico. La temporada dirá si vuelven a ser la comparsa del VfL, o si bien le plantan cara por el título.

  • 6. La alternativa podría estar en el Ruhr

Digo «alternativa» por no decir el «mejor del resto» porque ni yo mismo me creo que puedan alcanzar la segunda plaza del Bayern. Pero sí que es verdad que para ellas sería un éxito enorme ser terceras. Me refiero al SGS Essen. Un equipo que trabaja de forma fantástica la cantera, que ficha talentos muy jóvenes que luego se convierten en jugadoras de primer nivel, un equipo con gran afición y que no pertenece a ningún gran club masculino. Es claramente el mejor ejemplo de equipo «independiente» con éxito en una gran liga europea. Lena Oberdorf, Lea Schüller, Jana Feldkamp o Nicole Anyomi son varios de los ejemplos de jugadoras jóvenes que pueden tirar del carro de este equipo con mucha tradición y que podría ser el «campeón del resto». Aunque el gran peso del equipo se lo echarán a las espaldas jugadoras que muchos de vosotros conocéis como son Ramona Petzelberger, Marina Hegering o Turid Knaak.

  • 7. El gigante se reinventa

Esta será la última temporada del 1.FFC Frankfurt como tal. Como comentamos hace unas semanas, el club pasará a ser el Eintracht Frankfurt en la 20/21 siendo esta la única forma que han encontrado de seguir siendo relevantes en el futuro. Desde que ganaran la UWCL con Vero Boquete han estado buscando, con más o menos éxito, la manera de reciclarse. A mí me parece una buena idea porque ha salido de ellas y al fin y al cabo sería intentar volver a tener un proyecto importante en la ciudad de Hesse. Esta temporada creo que buscarán rodar aún más a las jóvenes jugadoras que se supone que tendrán un papel importante en el futuro como son Sophia Kleinherne, Shekiera Martínez, Tanja Pawollek, Sjoeke Nüsken, Janina Hechler, etc.

  • 8. Muchas incógnitas en el Turbine Potsdam

Sin embargo, el otro gran club de Alemania por historia no sabe como reinventarse. Y mientras que con el caso del Frankfurt confiamos que en el futuro serán un equipo que vuelva a luchar por meterse en UWCL, el Turbine parece que ha «tirado la toalla» este verano tras dos temporadas rozando el meterse en Champions. O quizás es que simplemente ya no pueden competir económicamente con los grandes clubes europeos y retener a sus estrellas. Este verano se han marchado: Svenja Huth, Felicitas Rauch (Wolfsburgo), Amanda Ilestedt (Bayern), Lisa Schmitz y Lena Petermann (Montpellier). Siempre sabes que pueden tirar de canteranas que rindan muy bien, de desconocidas que nos sorprendan, pero sobre todo de ese régimen de entrenamiento tan duro (algunas jugadoras dijeron en su día que los Training Camps eran el infierno) que tienen en Brandburgo que hace que sean competitivas habiendo más o menos «nombres». Eso sí, se prevé una temporada difícil en el norte de Alemania.

  • 9. Confío en el Friburgo

Tras dos temporadas fantásticas, las sureñas tuvieron una pasada campaña muy irregular. Quizás demasiados cambios en posiciones claves y muchas lesiones de larga duración. Empieza un nuevo proyecto con Daniel Kraus al mando (el ex entrenador del Essen) y con una plantilla lo suficientemente buena como para luchar por la tercera posición. Una mezcla interesante de descartes de los grandes equipos (Merle Frohms, Meret Wittje, Lena Lotzen o Verena Wieder), jóvenes talentos de su propia cosecha (Greta Stegemann, Klara Bühl, Janina Minge o Marie Müller) y jugadoras con calidad y experiencia (Hasret Kayikci, Jana Vojteková o Virginia Kirchberger).

  • 10. El Hoffenheim puede ser la gran revelación

En cierto sentido ya lo fueron para mí la temporada pasada porque pasaron de pelear por no descender a estar en las posiciones de arriba. Y veo un proyecto modesto pero con las ideas muy claras. Me gustó muchísimo sus planteamientos en los partidos en los que las pudimos ver donde compitieron contra todos los equipos de manera excepcional. Jugadoras como Maximiliane Rall o Lena Lattwein aprovecharon el buen momento del equipo y terminaron debutando con la selección absoluta, además de que más de uno tendrá a Tabea Wassmuth en la agenda. Un club que lleva tirando de la cantera y de jugadoras de la zona, y que claramente va en progresión. Están haciendo las cosas muy bien en Sinsheim.

Foto: TSG Hoffenheim (c).
  • 11. El Colonia ya no quiere ser un «equipo ascensor»

Hace unos meses leía en un blog de aficionados al club de la preciosa ciudad sobre el río Rin que la dirección deportiva había decidido apostar por la sección femenina del club para intentar asentarse en la élite. Y es que hasta ahora son un equipo que así como promocionaba a primera cada dos años, la temporada que pasaban en la máxima categoría acaban descendido con unos números paupérrimos que nos hacían cuestionarnos su presencia en primera viendo tanta dejadez. Pero bueno, han fichado mucho este verano. Eso significa que todos sean grandes fichajes, porque no lo son, pero indica interés en solucionar los errores del pasado. Han llegado: Francesa Calò, Sabrina Horvat, Madeline Gier, Rachel Rinast, Eunice Beckmann, Amber Barrett, Elvira Herzog y Luciá Ondrusová.

  • 12. Lo que podría haber sido (y nunca será) el Bayer Leverkusen…

Que el Bayer Leverkusen tiene dinero es de demonio público. Que cada año el equipo masculino ficha bien e intenta reinventarse también. Que eso no lo hacen con el femenino es el motivo por el que no me terminan de caer bien. Mira que ha tenido buenas plantillas el Bayern Leverkusen en el primer lustro de esta década… Grupos de jugadoras con un potencial enorme que con 2-3 fichajes de primer nivel las hubieran aupado a los puestos de honor. Pero esa apuesta por el femenino nunca llegó. Y desde que descendieron hace unos años, menos aún. De hecho la plantilla que presentarán esta temporada «huele» a que lo van a pasar muy mal para lograr la permanencia.

  • 13. No sé qué esperar del Sand

Siempre se ha dicho que el conjunto sureño tenía dinero, y de hecho, siempre han sido uno de los conjuntos que más movimientos hacía, eso sí, lo variopinto de los fichajes era lo que más atención me llamaba. Pero en cuanto a su rendimiento deportivo, a veces ganaban a equipos grandes, llegaban a dos finales de la DFB-Pokal, como tan pronto perdían con cualquier equipo. Siempre han tenido buenas jugadoras, pero me da a mí que esta temporada se pueden quedar cortas, porque para mí, es la peor plantilla que han tenido en la máxima categoría. Jugadoras como Burger, Vojteková, Vetterlein, Schlüter o Leticia se han marchado, y se ha quedado una especie de filial del Wolfsburgo (Klett, Schöppl, Fiebig, Brandeburg y Sehan) con el añadido de un batiburrillo de jugadoras de muchos países diferentes (un poco como nuestro Sporting).

  • 14. Destinadas a sufrir otra temporada más

Qué lejos quedan ya no sólo aquellos años en los que competían por el título, sino simplemente aquellas temporadas con jugadoras como Martens o Groenen que al menos nos hacían disfrutar por mucho que luchasen en tierra de nadie. Pero la realidad del Duisburgo vuelve a ser la misma, objetivo salvarse. No sé si lo conseguirán porque la plantilla no transmite mucha confianza, pero esperemos que lo consigan. Otro equipo con muchas nacionalidades diferentes. De hecho tienen hasta una jugadora afgana como Hailai Arghandiwal.

  • 15. Que el Jena esté en primera tiene mucho mérito

Hace unos años eran un club que nos divertía mucho porque tenían una propuesta atractiva y buenas jugadoras que luego daban el salto a otros clubes de mayor entidad. Pero bajaron a segunda división arrastrando problemas económicos y la temporada pasada tuvieron que pedir ayuda de todo tipo para mantener al club con vida. Y tuvieron la recompensa de subir (también es verdad que porque los filiales de Bayern y Wolfsburgo no podían ascender a primera división). Yo creo que tiene mucho mérito que están en la máxima categoría, pero salvo sorpresa acabarán colistas.

  • 16. Se han rascado el bolsillo

Ya hemos dicho que no es habitual que en el fútbol femenino haya traspasos en sí, pero en este verano los dos grandes de Alemania se han rascado el bolsillo. Es cierto que no son cifras muy espectaculares, pero al romperse la tónica habitual, bien merece una mención. El Wolfsburgo se gastó más de 50.000€ en hacerse con los servicios de Dominique Bloodworth. Si no recuerdo mal, el club de la Volkswagen no se gastaba dinero en una jugadora desde el fichaje de Ramona Bachmann hace ya unos veranos (la prensa sueca especuló con un montante de alrededor de unos 100.000€ mientras que en Alemania lo negaron). Por su parte el Bayern de Jens Scheuer se ha gastado 50.000€ en traer a Caroline Simon de vuelta a la Bundesliga.

Foto: FC Bayern (c).
  • 17. El AOK Stadion es la capital del fútbol femenino en Alemania

Los que sigáis el fútbol alemán sabéis de los clichés que hay contra los «clubes de fábrica». Pues si bien en el fútbol masculino el Wolfsburgo no tiene el mejor de los promedios de asistencia, en el fútbol femenino y desde hace ya unos años, es el equipo que mayor promedio de espectadores tiene en Alemania, y uno de los escasos clubes en Europa que juega toda la temporada ante más de 1.000 espectadores cada partido (desde hace unos años). Recordad que en Alemania, por dejadez y falta de promoción, no se abren los estadios del fútbol masculino para eventos especiales desde que el Wolfsburgo lo hiciera hace unos años, pero hay hasta 5 equipos que promediaron la temporada pasada más de 1.000 espectadores por partido: Wolfsburgo (1.683), Turbine Potsdam (1.400), Frankfurt (1.245), Friburgo (1.043) y Essen (1.037).

  • 18. ¿Cuál es el «Clásico?

El verdadero «Klassiker» del fútbol alemán es el encuentro que enfrenta a 1.FFC Frankfurt y 1.FFC Turbine Potsdam. Curiosamente, tendremos un «Clásico» en el partido inaugural. El Wolfsburgo – Bayern Múnich es el gran partido desde hace unos años, por el nivel de ambos equipos, pero no lo consideraría EL «clásico».

  • 19. ¿Podrá alguien parar a Ewa Pajor y Pernille Harder?

Pues esa es la gran pregunta. Porque la temporada pasada estuvieron absolutamente intratables. La polaca se proclamó máxima goleadora de la competición con 24 goles y 3 asistencias en las 19 jornadas que disputó. Un gol cada 58 minutos para una delantera polaca que marcó en 15 de esas 19 jornadas. Mientras que Pernille Harder fue la segunda máxima goleadora y asistente de la competición con 18 goles y 13 asistencias en 21 partidos. Un gol cada 93 minutos para una jugadora danesa que anotó ante todos los equipos de la competición exceptuando el colista, el Gladbach (sólo disputó 25 minutos ante ellas). Se ha desmontado el trío maravilla con Caroline Graham Hansen (8 goles y 27 asistencias), pero quieren formar un cuarteto muy peligroso con Svenja Huth (7 goles y 16 asistencias) y Fridolina Rolfö (9 goles y 8 asistencias en 888 minutos de juego).

  • 20. ¿Cómo funcionan las estrellas en la camiseta?

¿Os habéis fijado que el Wolfsburgo lleva una estrella más (para un total de dos) en la camiseta encima del escudo? Algunos podríais pensar que es por las dos Champions League ganadas. Pero no, es por que al ganar su quinta Bundesliga se les otorga esa segunda estrella.
*Aunque bueno, el VfL cumple esto (como los clubes masculino). Otros equipos como el Frankfurt o el Turbine no lo cumplen.
1 Estrella por 3 Títulos
2 Estrellas por 5 Títulos
3 Estrellas por 10 Títulos
4 Estrellas por 20 Títulos

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here