Esther rompe su sequía cuando más la necesita el Real Madrid

Esther González ha vuelto. La delantera rompió su sequía goleadora en la competición doméstica cuando más le necesitaba el Real Madrid. Primeros dos tantos con la camiseta blanca de la granadina y victoria madridista.

Esther celebra un gol con el Real Madrid
Esther celebra un gol con el Real Madrid
Aimara G. Gil (@AimaraGGil) | 03/11/2021 - 13:34h.

A Esther se le estaba resistiendo el gol con su nueva camiseta. La granadina llegó este verano al Real Madrid como la goleadora que necesitaba el equipo blanco tras transformar 30 dianas el pasado curso con el Levante. Un olfato goleador que parecía que había perdido en el inicio liguero. Porque con La Roja sí había marcado. Un doblete ante Hungría en septiembre dejaba claro que Esther seguía siendo la killer de siempre. Sin embargo, ni en Champions, donde gozó de inumerables ocasiones, entre ellas un penalti, ni en la Primera Iberdrola, la delantera estaba teniendo suerte de cara a gol. Roto el maleficio, Esther anotó un doblete para acabar con sequía y dar un triunfo vital al Real Madrid.

De hecho, con sus dos goles ante el Valencia, la de Huéscar es la máxima goleadora en liga del conjunto blanco. Y eso que una lesión le ha hecho perderse tres encuentro. La punta es indiscutible para David Aznar que le coloca de referencia con Nahikari iniciando desde una banda. Ahí, Esther ayuda bajando balones y ayudando en la medular, además de con sus desmarques para mover la defensa. Sin embargo, no estaba teniendo suerte de cara a portería. El gol se resistía. Desde que marcó su último gol en liga el 20 de junio, precisamente ante el Valencia, hasta el pasado domingo habían pasado 133 días, eso sí, con las vacaciones estivales por en medio. En total, han sido 551 minutos con la camiseta blanca entre liga y Champions para estrenarse. Un estreno que se hizo esperar pero valió tres puntos y recuperar la confianza. La killer ha vuelto cuando más se necesitaba...

Conexión con Zornoza

Esther y Zornoza se conoce bien. Coincidieron en el Atlético de Madrid en la temporada 2013-14, la primera para la granadina, la última para la madrileña. También han estado juntas las últimas dos temporadas en el Levante. Este será el cuarto curso que coincidan en el mismo equipo y eso se nota. El pase de Zornaza al desmarque de Esther para hacer el 1-0 es espectacular. También el centro que mandó la de Huéscar al fondo de la red con un tremendo control y remate. Una conexión que puede ser letal para los rivales y una de las mejores armas ofensivas para el Real Madrid...

publicidad
publicidad