España se mete en la lucha con una sufrida victoria ante Corea (2:1)

Dos goles de Jade dejan para el jueves la clasificación

España se mete en la lucha con una sufrida victoria ante Corea (2:1)

España consiguió batir a la República de Corea por 2-1 este domingo en el Estadio Surakul de Phuket con una sufrida victoria que las mantiene vivas en la lucha por clasificarse para los cuartos de final del Campeonato Mundial del Fútbol Femenino Sub-19 de la FIFA Tailandia 2004.

Corea tomó la iniciativa del partido y en los primeros minutos todos los balones de ataque iban a parar a las botas o la cabeza de Park Eun Sun, que después de su poco afortunada actuación como defensa en el partido contra Estados Unidos, recuperó esta vez su natural posición de delantera.

La primera ocasión clara para España llegó en la falta sacada por Iraia desde el vértice del área, que rechaza con problemas laportera Jun Min Kyung y posteriormente su defensa aleja el peligro.

Las mejores oportunidades de las hispanas en la primera parte llegaban a balón parado, y así precisamente cayó el primero. Natalia Pablos saca un córner que Jade, de un cabezazo perfecto, clava en la portería. (1-0, 19').

Las coreanas intentaban recuperarse a base de balones largos en los que Park Eun Sun encontrase alguna ocasión para igualar pero siempre la portera española era quien llegaba antes para atajar, con más o menos apuros, el balón en los límites del área. A la delantera asiática le faltaron unos centímetros de pierna para llegar al centro de Han Song I que se paseó por todo el área chica a los 25 minutos y poco después fue la arquera hispana la que blocó de nuevo a los pies de la poderosa Park.

Baek Young Chul siguió de pie todo el partido dando instrucciones a sus jugadores que apretaron en el último cuarto de hora, aunque se les resistió el gol, e incluso los remates en condiciones ya que acabaron la segunda parte sin un sólo disparo a puerta.

El segundo tiempo empezó como el primero con el ímpetu de las campeonas de Asia que se vinieron arriba. La asistente frustó en dos ocasiones su ataque al señalar fuera de juego lo que motivó la furia del entrenador. "El arbitraje fue muy malo, esto fue lo que nos llevó a perder el partido", gesticulaba con rabia en la rueda de prensa posterior.

Cuando más agobiadas parecían las españolas llegó el gol de la tranquilidad. En un contragolpe, Natalia Pablos entregó el balón a Jade que tuvo que correr entre dos defensas coreanas los más de 40 metros que la separaban de la portería, para batir de disparo raso a Jun Min Kyung por segunda vez en la noche (2-0, 57').

Jade intentó conseguir el triplete a los diez minutos pero su fuerte disparo desde fuera del área se fue alto. Entonces a Baek Young Chul no le quedó más remedio que ir a por todas y reforzó la delantera en perjuicio del mediocampo.

Y lo que parecía un nuevo error arbitral, al no conceder la ley de la ventaja a la atacante coreana y pitar falta, se convirtió en la perfecta ocasión para que Park Eun Sun metiese a su equipo en el partido. Su fortísimo disparo a unos 15 metros de la frontal se coló a media altura a la izquierda de la portera (2-1, 72').

Las asiáticas aprovecharon el desconcierto y los nervios de las españolas para ponerlas contra las cuerdas. "El gol les afectó mucho mentalmente porque vieron que la victoria podía escapárseles en cualquier momento. Pero supieron sufrir en el campo y estoy satisfecho porque es una manera de adquirir experiencia. Esto las ayudará en el futuro", comentaba el seleccionador Nacho Quereda que asegura que ahora están pletóricos de ilusión y ganas para enfrentarse a Estados Unidos.

En los minutos finales de sufrimientos, Lucía estuvo atenta para salvar los tres puntos al rechazar con el pie un remate a bocajarro de Lee Jan Min en plena tromba coreana. Así la esperanza de los cuartos sigue viva.

España se medirá a Estados Unidos el próximo jueves en este mismo escenario mientras Corea se desplazará a Bangkok para jugar la última jornada del Grupo C ante Rusia en el Estadio Supachalasai.

España se mete en la lucha con una sufrida victoria ante Corea (2:1)
Comentarios